la flaca

¿Puedes?

¿Puedes?

Separar las imágenes y la vida, las monstruosas verdades colectivas, sacar de tu existencia alguna verdad íntima, ¿puedes? encontrarte dentro de esa calle, dar un paso atrás, identificarte y salvarte.

 

¿Puedes? darte cuenta de que afuera hay sólo una forma, una máquina para la generalización, un método para la felicidad que se alimenta de la individualización, del poder creativo de la vida y lo transforma en una regla, una sentencia que nos permite sólo la adaptación.

 

¿Puedes?, preguntarte cuál es tu dios, de donde vino, adonde te lleva tu fe, y si lo logras, pregúntate también que te ha quitado, porqué existe, que persona serías sin él, qué abandonas a su suerte sólo por el miedo que te da tomar tus propias decisiones.

 

¿Puedes?, intentar saber que es la libertad, cuáles son tus verdades, tus pasiones, saber que hiciste sólo porque asumiste como tuyas las verdades generales, qué de todo lo de hoy desecharías de tu vida si te dieras cuenta que la libertad es la vida y la vida sólo debe tener las verdades que tú le otorgues, ¿puedes? Imaginarte fuera de eso que llamas vida, cuáles verdades propias tiene esa falsa seguridad que le has dado a tu existencia.

 

Y recuerda... no te olvides a ti mismo porque puede que te necesites algún día.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.