Musvi

Entre la nada y el hambre.

La angustia
por poder defecar
de saciar el aturdidor dolor
que colma la cabeza
que implora la hora
de hallar pan para su boca
y que el gozo está muerto
mientras crece el delirio
no para los vivos, que brindan
a costilla de los que lastiman
sus carcajadas son nauseabundas

¿Cómo ejercer poder?
vidas agónicas
volitivas.

 

Adolfo D'Erizans.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.