Aviador nocturno

Aurora

Tendré que mantener otro diciembre

Ausente de la gestión de tu boca

Exagerado es tan este suplicio

Que he ido reportando áreas mustias…

Mas no es mi intención indisponerte

Para ti abro las puertas de mi vida

Entiendo que el destino pone cuotas

Y más aún

Angustias si acerca a alguien como tú

Sencillamente

Quiero ya todo acceso a los sectores

De tu piel… qué vecindario de cosas bellas

Y sobremanera santas adjuntas a tu esencia

Mañana apenas salga el día

De su tímido refugio de tinieblas

A toda costa quiere ser cada suspiro

De mí inquilino de tu frente

Habitante de tus fuentes

Mientras entre períodos de besos nos sorprenden

Muchos años muchas noches

Y la mejor aurora: aquella de nuestro amor



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.