Dante Verne

Motivaciones XIX

“Solo existen dos días en el año en que no se puede hacer nada. Uno se llama ayer y otro mañana. Por lo tanto hoy es el día ideal para amar, crecer, hacer y principalmente vivir.”
Dalai Lama


Ahora que puedo decir qué pienso
sin temor a nada, diré un secreto
a bocajarro, a flor de piel,
vergel que habita las grietas de enero,
y desemboca en un marzo inquieto,
en un abril de primavera infiel.
Ahora que mi alma sólo tiene huecos
por los que se puede ver el resto
de mil palabras cruzando a través,
infiernos sedientos de sangriento cielo,
truenos y rayos que huyen presto
porque saben que no han de volver.
Ahora y sólo ahora te diré,
que la vida no se para, que es un gesto,
una centella, una quimera, un destello,
el reflejo de lo que queremos ser,
y que si no tendemos cada día a eso,
matamos el alma en un incendio lento,
morimos poco a poco sin querer.
Y aunque no entienda al mundo apuesto
que en este asunto me va la vida, reto
a todo el mundo por doquier,
a que en todo momento eche el resto
a ser dueño de su propio sueño,
y que seas lo que quieras ser.

Comentarios2

  • Mia Aragon

    Buen escrito caballero
    saludos en la distancia

    • Dante Verne

      ¡Gracias!
      Un cordial saludo

    • Eric Rancol González

      Aplausos para su obra poeta. Ha sido un placer navegar por su ritmo. me encantó leerla. Gracias por compartirla

      • Dante Verne

        Y un placer leer comentarios tan amables como el tuyo.
        Un cordial saludo



      Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.