Felipe Romeo

UNO TIERNO

Amémonos
Sin perdón
Ni cancherismos
Con idiotez
E ilusión.

Nos amemos
Como nenes temerosos
Agarrados de la mano
Que buscan con el miedo
Disfrutar de su colchón.

Tengamos a bien amarnos
Con y sin resignación
Tengamos a bien odiarnos
Más allá de nuestro amor.

La pena será moneda
Corriente será el dolor
Quisiera que seas la nena
Que me dijo una vez no
Que cantes con los ojos
Que duermas de coté
Que me digas sin palabras
"Yo de vos ya me olvidé".

No quiero sonar obsceno
Diré siempre la verdad
Serán mis dos primeras mentiras
La tercera mi humildad.

Mi fin será en mis dedos
Cargar sólo tu humedad
Osaremos tener de anhelo
Tu acabar sea lo primero
Siempre y cuando tu deseo
Sea ser la reina de la oralidad.

Lo real tocará la puerta
Casi todas las mañanas
No habrá un día a la semana
En que la duda esté despierta

Adorémonos
Sin cabida
Lo que dure una vida
De mariposa
Lo que dure una rosa
En su perfume
Querrámonos
con tanto amor que el mismo amor se nos esfume.

Amémonos sin un margen
Sin creer en la fortuna
Amémonos con desapego
Como el sol ama a la luna.

Amémonos con libertad
Con amor desmesurado
Amemos nuestro rencor
Por robarnos el pasado.

Bebamos de un mismo vaso
Mientras muere una canción
Brindemos por los pedazos
Que otro amor arrebató.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.