LOPEZ VARAS

SIETE HORAS

No te pido una semana en el fluido y complejo tiempo

Tan solo siete horas para realmente por fin conocernos

Las dos primeras serán para ver subyugado tu silueta al viento

Cuando camines suave por la playa, viniendo a mí encuentro

Mientras el sol pincela sus colores en el despertar del cielo

Iluminando tu bello rostro, tu sonrisa, agitando el viento tu pelo

Nos tomaremos de la mano, con mimos y abrazos tiernos

 

En las siguientes dos horas, mirare tus claros ojos bellos

Acariciare tu mejilla y nos daremos un apasionado beso eterno

Recostados en la arena, tu cuerpo se apretujara a mi pecho

Y sentiremos elevarnos al limbo nuestros espíritus y cuerpos

Nos acompañaran el cantar de las gaviotas y el mar sereno

 

En la quinta y la sexta, dialogaremos de la soledad y los ansiados anhelos

De algunas alegrías de nuestras vidas y del dolor que llevamos dentro

Hasta una lágrima brotara quizás, como un profundo deshago pleno

Y aprisionada entre mis brazos, te sentirás amada en este momento

 

En la última hora, el día nostálgico se alejara, asomando el ocaso firmamento

Emprenderemos así, como dos aves solitarias un último armonioso vuelo

Flotaremos sobre la playa y el mar, nuestros corazones a mil latiendo

Y allí decidirás si quieres vivir estas emociones, y verdaderos sentimientos

O solo fueron del otoño a primavera, una esperanza y un inolvidable sueño

Las olas borraran de la arena nuestras huellas y el incipiente amor etéreo

Y me quedare como un fantasma mirando el inmenso mar, esperando tu regreso…

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.