Raul Diaz

Para mi padre querido

Mi viejo roble que nada lo dobla siempre lo he mirado Mi idolo de infancia he inmune a las penas con un gesto duro y noble a la vez Sé que aguantarás el otoño de pie es mi hermoso roble mi amigo mi padre que en las tempestades de ti me agarré aunque es bien sabido que los años ganan Yo me niego a ver a mi roble caer y aunque yo a mi vida le he dado muy recio tú siempre has querido hacerme hombre de bien traigo bien tatuados en mi tus consejos y si dios me cuida es un rezo de usted sé que aguantarás el otoño de pie y si no es así no quiero erencias pesos mi mayor fortuna me la diste en vida mi viejo te quiero un abrazo y un beso es mi viejo roble al que tanto admiro yo nunca te olvido te llevo conmigo y quiero que sepas que todo lo que hago lo que hago pa' que sientas orgullo de tu hijo yo digo orgulloso ese viejo es mi padre no dice lo andado más él supo andar el cariño y vida no hay con qué pagarlo ni con mil poema ni un gracias papá y aunque yo a mi vida le he dado muy recio tú siempre has querido hacerme hombre de bien traigo bien tatuado en mi tus consejos y si dios te cuida es un rezo de usted sé que aguantarás el otoño de pie y si no es así no quiero erencias pesos mi mayor fortuna me la diste en vida te quiero un abrazo y un beso.

Comentarios1

  • Eric Rancol González

    Felicidades para ese "Roble" que te ha dado todo y es merecedor de estas palabras. Y felicidades a usted por su prosa.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.