QUINSONNAS

GÁRGOLA (OCTAVAS ITALIANAS)

 

 

Conviertes a mi amor en una gárgola 

haciendo que parezca algo dantesco,

un ente al que prejuzgas de grotesco 

tallado en tu continuo rechazar.

Contemplas mi figura hecha de piedra

y observas solamente un ser deforme,

el mismo que anheló que fuera enorme

un mínimo pedazo de tu amar.


Mis lágrimas derramo por la boca

rugiéndole al dolor de este martirio

y envuelto al ignorarme en un delirio

me tornas en un simple canalón.

Guardián en una iglesia me mantengo 

fijado entre su gótica argamasa

llorando al ver la vida como pasa

jamás sin que me prestes atención. 


Comentarios4

  • Paolo Luna

    Buen uso de la metáfora y buenas imágenes. Me gusta la estructura de la octava porque permite decir en pocos versos un tema muy completo. Me ha encantado el resultado de estas amigo Quinsonnas. Cordial saludo.

  • Syol Parra

    Me gusta la forma con que ha ido describiendo ese estado inquieto del querer, su espíritu angustioso y enamorado , confinado en la rigidez y frialdad del ser amado el cual no corresponde, todo muy bien representado en la analogia de la gárgola...

  • B. Wayne

    *Leído.
    Saludos.

  • Roberto santamaria

    Me encanta como desarrollaste el tema en tus octavas italianas, en particular las metáforas que utilizaste para crear una fuerte analogía, entre la gárgola y el amor…
    Un cordial abrazo



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.