Ingrid Herrera

Lágrimas encontradas

Una lagrima me encontré,

callada, iba recorriendo mi piel ,

con ella la tristeza fluía

y con un par de recuerdos venía,

otra lágrima la acompañaba, esta venía con coraje y arrepentimiento,

recordando aquellos malos momentos.

No pude evitarlo

y cuando menos me di cuenta tuve que soltarlo

, mi rostro de penas se cubrió y con ella la nostalgia llegó. Lleno de sentimientos se encontraba mi corazón,

aquel que sin duda algún día te amó. Una lágrima tras otra venía pero ahora estaban llenas  de alegría

Esa que me daban al estar contigo, aquella que tenía antes de saber que sin dudarlo te irías.

Una última lágrima llegó y esta de mí finalmente se despidió.

Comentarios1

  • Fabián Reyes

    Precioso poema Ingrid, las lagrimas son el mejor tratamiento para el alma

    Me gusto mucho, te felicito

    Cariños



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.