emiliodom

YA NO...

    Ya han dejado de vibrar, aquellas promesas sutiles pronunciadas tan solo por puro compromiso...   Ya no laten en los labios, aluviones de sonrisas -algunas forzadas- que afloran con la finalidad de paliar el dolor y el olvido.   Las ventanas de los ojos, han vuelto a contemplar esos tonos amarillos y ocres que nos regala la naturaleza en su estación otoñal.   ¡Ha desaparecido el rumor del mar, soportando con parsimonia, tardes preñadas de silencio y ausencia!!.


Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.