Manchego

Oscuridad Hermosa

 

Siempre quise verte cuándo estaba aún más sólo,
siempre que la música revelaba su enigma de aguas profundas en la oscuridad.
Siempre que el humo corría y la música, la oscuridad, la noche.
La noche estaba perdida y el humo se robaba sus caderas y se volvía un palpito junto con la música.
Siempre sólo, boca abajo, mirando el techo mientras el agua corría y me tapaba la cara.

Comentarios2

  • Elena Hakkinen

    Me gusta tu poema, pues mientras más te hundes en la oscuridad, más placentera y hermosa la encuentras.

    • Manchego

      Gracias. Que bueno que te guste.

    • Ross4

      A mi me dio la mísma impresión: Sumergirse a solas en la oscuridad de la noche, y tomarlo como una experiencia exquisita...

      Saluditos,

      Ross



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.