HectorFlores

Ahora.

Ahora ya no importa lo que seremos mañana
Abre aquella puerta como abres tus palabras
y tus ojos, y digamos cosas y mirémonos
entre sábanas parpadeantes.

No importa lo que ayer llamamos mañana,
lo inconveniente del presente.
Abramos la cama dulcemente,
para que seamos dos ahoras.

Tiempo sin ayer, sin mañana,
tiempo de puertas abiertas.
Nada y todo en la cama.
Tiempo de palabras y de ojos.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.