E. Alan

Odio

Te odio.

Te odio por el nerviosismo,

por los desvelos intencionales.

Te odio por mostrarme el mundo,

a pedacitos. 

Me recordaste que no era feliz

y me hiciste odiarte.

Te odio por la incertidumbre,

por volver a encerrar

mariposas en mi estómago.

Odio odiarte a diario.

Me odio a mí por tener que odiarte.

Y,

sobre todo, 

te odio

porque, aunque quiero, 

no puedo amarte. 

Comentarios2

  • ronnin_muchukunda

    Alan, ¿entonces es un odio que no es verdadero? El odio y la ira van de la mano por un camonio oscuro que nos envuelve y atrapa entorpeciendo nuestros sentidos, sentimientos, y nuestra vision de la vida. Pero como todos estamos condenados a odiar y a amar, pero al menos que sea verdadero, porque digo armar una flor de fantasia, una mujer ideal, lo comprendo, incluso el amor ideal, pero como odio ideal tengo un pozo tan profundo que arrancaria mis tripas solo para poder escribir la primer estrofa. Y si la odias porque aunque quieras no puedes amarla pues te estas reprochando a ti mismo... eso es casi amor o frustracion, estoy confundido, pero bueno tambien estoy con aguinas y fiebre así quien sabe es probable que no tenga las luces muy buen puestas y solo sean algunos derilios por la falta de sueño

  • Ainara 1

    Es un odio desde una herida, un odio triste porque el odio solo produce tristeza.

    Lindo poema
    Saludos



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.