damian flores

Luz, sombra, umbra, penumbra, tinieblas...

Luz.

Eres lo primero creado por Dios

para iniciar su obra

de las tinieblas 

donde moraba sumergìda

sin aliento

sin vida. 

 

Sombra.

Eres el respiro que consigo

bajo techo, bajo un àrbol

para refrescar el sofoco

del calor del sol

que con su fuego

da a los seres, vida.

 

Umbra.

Eres la etapa que decretas

la muerte de un dìa

y la llegada

de la noche

para el descanso

y el sueño reparador.

 

Penumbra.

Eres tù

quien iguala

los colores

todo negro, todo vago, todo invisible

sin distinciòn posible

sin discriminaciones.

 

Tinieblas.

De tì, surgen los peores males

que a la humanidad afligen:

el odio, la traiciòn, la guerra,

lo que asusta, lo que aterra,

la condena del hombre,

el mal que en su corazòn

encierra...

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.