Mayra Gisel

*** Provócate Mujer ***

Hace cuanto que no te tocas, 

Que tus manos no te acarician con entusiasmo

Que no te robas gemidos a ti misma, que no te humedeces al provocarte

Hace cuanto que no le regalas a tu cuerpo un poco de placer.

 

 

Dime cuándo fue la ultima vez que tus dedos entraron en tu interior

Y sentiste como una oleada de calor iba encendiendo cada parte de tu piel

Que mientras empapabas de la excitación que tu misma te provocabas

Tu vagina encerraba con fuerza y palpitación tus dedos.

 

Hace cuánto que no te haces el amor a ti misma 

Que dejas a un lado los prejuicios mal infundados 

Sobre que esta mal visto que tu mujer te masturbes.

 

Cuéntame cuanto tiempo paso de que te abriste a ti misma 

Y saboreaste ese exquisito sabor que tienes.

Cuándo fue la última vez que tus manos apretaron tus pechos

Y tus dedos pellizcaron con fuerza tus pezones.

 

Dime mujer, cuándo fue la ultima vez que le permitiste a tus fantasías un lugar en la realidad

Que mirándote al espejo te deleitaste a ti misma con un baile sensual

Paseando tus manos calientes por cada parte de tu cuerpo incinerándote la piel.

 

Y qué de esas ganas que te entran en las noches de hacerte gozar

De jugar contigo misma para hacerte sentir

De redescubrirte cada vez que tus dedos entran y salen salvajemente de ti.

 

Qué de tus deseos de cogerte cuando te vengan ganas,

Esos deseos incontrolables de  darte placer como a ti te gusta, como sólo tu conoces

Que si después de todo es tu cuerpo y solo tu conoces el punto devil que te eleva hasta el cielo.

 

 

 

Comentarios3

  • ivan semilla

    liberando placeres!!
    atrevido.
    razón y fuego

  • JAVIER SOLIS

    Bellas estrofas.
    Hace cuanto tiempo no te amas
    no te rindes culto
    hace cuanto tiempo no sientes orgullo de tu ser
    desde cuando no gozas de ti misma.

    Una autovaloración descrita en buen poema. Felicitaciones
    con cariño
    JAVIER SOLIS

  • Humberto Barba

    No podía decirse de otra manera!
    Excelente manifiesto de rebeldía frente a los prejuicios.
    Me encanto.
    Un abrazo.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.