h b k

No hay por qué

Morir de frio es igual a no morir de calor

Comentarios con tristeza hablando de vida

Y destinado a ser expulsado

De todo tipo de paraíso

Perdido en el laberinto de la verdad

Pero encontrando tu soledad

Que para decir verdad

Algo mejor no hay

Rudeza con esperanza

Y la fe enterrado en el pantano

La oscuridad recién empieza

Y el héroe siempre suele ser villano

Mi historia es mi enemigo

La victoria es mi derrota

Hoy que la crisis es mi amigo

Siempre es una y otra

Agradezco tanto a la guerra

Y otro tanto a la paz

Al trabajo y al no trabajar

Y si les digo todo en sus caras

No hay por qué.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.