♥(¯`*•.¸♥millondurango♥¸.•*´¯)♥

ELLA ES

 

Ella es la musa que llena de inspiración mi alma,

que con emoción reemplaza aquellas horas muertas,

del tiempo perdido que no la tuve conmigo.

Entonces, como su mejor amigo

y ella mi sueño prohibido.

 

Un día llegue furtivo a su casa,

me metí por la ventana que vi abierta,

llevaba un ramo de flores en la mano.

Despacio recorrí el zaguán hasta una puerta

que vi entreabierta a la distancia,

allí estaba ella encima de la cama

con su carita de inocencia

y su cuerpo medio desnudo como el alba

cuando aún no despierta del todo en la mañana.

 

Sus manos recorrían su carne trémula de placer,

que se desgrana ante mi presencia,

que no nota,

pues me escondo muy orondo a un lado de la puerta.

 

A un lado, cerca de mi cabeza hay un reloj,

tic-tac las manecillas hacen transcurrir el tiempo,

y es hermoso ver sus mejillas rosaditas

lo cual dejaba ver lo ardiente que estaba

y me emocionaba y copaba todo mi pensamiento

de esas ganas de poseerla, en mi aumentaba.

 

Ella es un manjar, una dulce sensación,

una flor revestida de oro

y carne deseable para mis pupilas.

El gran amor de mi vida;

y es brisa después de un día caluroso,

y más deseo con un corazón amoroso.

 

Ella es un deseo,

que robo como ladrón afortunado;

que aprovecho la ocasión de verla

como ella misma se ama,

se acaricia con sus dedos rosaditos,

menuditos y cálidos.

 

Ella es una tacita de plata,

con una puerta que sus dedos

atraviesan para abrir y cerrar,

un silencio

que se acaba en su gemir

y que la estremece,

porque el placer le obedece

y le entrega la hermosura de su intimidad,

¿cómo explicar el placer que en su cara le da?

 

Ella es tentación y yo con estas ganas

de abalanzarme sobre ella

y llenarla de la espuma de lujuria

que saldrá con gran furia,

hasta la meta, es la meta,

pues ella rogara que se lo meta,

más no me atrevo,

pues la reacción de ella

puede ser de desprecio,

así es que me alejo en el instante,

sin calmar mi deseo tan ardiente.

 

Me devuelvo a cruzar la ventana

que me invitó a ver lo sublime de mi amada.

Ya en la calle prefiero regalarle las flores

a la primera mujer que pasa.    

 

Ella es mi mejor amiga

y jamás sabrá que como un ladrón fui testigo

y le robe su momento sublime

y lucharé para que con otros ojos me mire.

 

________☼♥/)_♥☼♥_____☼♥./¯"""/')
¯¯¯¯¯¯¯¯¯)☼♥¯♥☼♥¯¯¯¯☼♥'_„„„„
Autor: Millondurango
________☼♥/)_♥☼♥_____☼♥./¯"""/')
¯¯¯¯¯¯¯¯¯)☼♥¯♥☼♥¯¯¯¯☼♥'_„„„„

Comentarios2



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.