Gilbert Mervilus

¿TE PUEDO LLAMAR?

 

Los platos rotos hacen ruido;

los corazones infartados se paran; punto...

 

Los poetas tendrán sus secretos, su gramática

y sus misterios;

lo único que sé,

siempre me duermo con tus fotos,

y el mágico perfume de tus palabras;

pues Buenos Días, Buenas Tardes y Buenas Noches, mi Adorada Vecina;

 

los platos rotos hacen ruido;

no tener noticias tuyas mata en silencio;

 

Continuará...

 

 

 

Comentarios1



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.