MANZANILLA

EL AGUADOR...Martín "Chuta "...

Era el agua corriente de los pueblos

y vaya si corría, se pasaba el día

de las casas a la fuente y viceversa

por una peseta que cobraba el cántaro

que encima, el los ponía, si alguno se rompía

adíos a la ganancia de dos días, iba por el agua

a la plaza de la fuente, que estaba cerca

tambíen a la venta y a la peña

por estas cobra algo más estaban mas lejos

y el agua era muy buena , y el burro se cansaba mas

era el aguador, de esos hombres sencillos

que ni leer sabían, delgado, enjuto, callado

de esas personas que los " listos "

llaman desgraciados, solo porque son buenos

y que cuando se van, nadie los recuerda

suelen ir pocos a su entierro, y no se siente

mucho su perdida, no se le dá una medalla

ni se le pone su nombre a ninguna calle

este hombre en cuestíon, se llamaba Martín

pero las buenas lenguas de siempre  le decían

eso sí, sin mala intención Martín " Chuta "

lo de chutár, no sé  si seria salir corriendo

o chutár y meter gol, de todas formas no estaba

ni para una cosa, ni para otra, mal comido

y quizás algo enfermo, no estaba para partido

hace ya años que se fué a por agua, a la fuente

del olvido, ya nadíe se acuerda de él, ya no hace

falta, hay agua corriente, de la del grifo

y Martín se quedó dormido escuchando el sonido

del agua, del manantial de Dios, y no volvío...

Heredó, la competencia, Félix, otro aguador

este aficionado, ganaba algo por discapacídad

y si le arrimaba unas pesetíllas, pues bueno

al principio tenia una borriquílla, que cambió

por un carrillo, de dos ruedas y cuatro garrafas

de plástico encima, ahora el borríquillo era el

que tenia que empujar, por lo menos las

cuestas arriba, y ya eran cuestas, sobre todo

cuando iba a una fuente llamada " la venta "

que estaba bien retirada del pueblo, eso sí

por el desgaste y la " gasolina " cobraba

algunas pesetas mas, y se las ganaba

tambíen iba por agua a la fuente " de la peña "

agua fina donde las haya, pero tambíen se fue

todo se acaba, y la gente se acostumbró

a beber agua del grifo, que salía mas barata

pero quedó del aguador, su estampa

su recuerdo no, hoy los recuerdo yo

que les he encargado esta mañana a los dos

una carga de agua fresca, para combatir este calor

y para que se ganen unas pesetas....

 

Con mucho cariño, a Martín y a Félix...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios2

  • Gustavo Echegaray

    Típico oficio de los pueblos que hoy añoramos. Saludos

    • MANZANILLA

      Muchas gracias, Gustavo, pero por favor léalo de nuevo, por que han cambiado algunas cosas...Saludos

    • MANZANILLA

      Eben79,gracias por poner como favorito el poema...Recibe un cordial saludo...



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.