Santiago Miranda

La música de las plantas

¿cúal será la nota más dolida
que dará en tí el rocío del mañana
de los días que prometían ser más
que claroscuras y perpetuas sucesiones
en urgentes conflictos al tratar
de pétalos retornando a su olvido
terrígeno, imperios decaídos como tallos
cimbrados decreciendo bajo el néctar y su influjo
adivino, toda sangre desgarrada pretende
asemejarse a la semilla de Julio como vida
que no acontece pero será ya necesaria?

 

Escucho, afuera de ti, escucha
el susurro del molino, la llaga
abierta del lagar herido y la tala
sobre el vestido profanado de una
madre, sus versos en conjunto cantan
sobre la variable de latidos
desapercibidos a la consciencia
ciega,individualmente a cada uno
o a todos como sectorizados grupos
todos siendo uno en sus asuntos
inadvirtiendo el peligro oculto
en el próximo sonido apresto
a ser disparado bajo un cielo
que se desploma de muerte herido



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.