BlackEar

Divagación

Mente, diamante de recuerdos puros
Vida, esmeralda de ambivalencias
Alcohol de la vendimia original
¿Qué palomas han volado por mi cielo?

Mi obsesión está recluida en un laberinto indescifrable
Sólo la lluvia puede revitalizar estas memorias
Memorias corrompidas por la sagacidad del fuego
Idioteces de un cerebro guarecido por el invierno

¿Qué interrogantes se asomarán a mi ventana?
¿Alguna estrella me guiará en este espinoso sendero de rosas?
Sólo mis manos llevarán a la verdadera convicción.
El destino se diluye en el universo de cristales rotos.

Y si estos versos no penetran en el alma de un espíritu
Corresponderán a la identidad de una marioneta desojada
A un ser de papel que el viento se ha llevado
A las olas que siguen buscando una nueva costa....



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.