MANZANILLA

" SI YO TUBIERA UNA ESCOBA "...LA VENDERIA.

Por lo menos eso haría el escobero

que se dedicaba a hacer escobas

era muy trabajoso, sobre todo a lo primero

que se hacían de " manzaravía " unas

matas resistentes que solían estar

cerca de montes y cerca de las jaras

había que ir a recogerlas cuando estaban

ya hechas, alrededor de Agosto

hacia bastante calor, y se estropeaban

mucho las manos al tirar para arrancarlas

después se hacían manojos, calculando

lo suficiente para una escoba , se ataban y se

ponían en alto colgadas para secar

después de un tiempo, se cortaba por la parte

de abajo uniformemente para igualar

se regaban para que fuesen mas flexibles

al barrer, y ahora lo peor, a vender

había quien no vendía una escoba

y no es que no fuesen buenas

estas escobas vastas y rudimentárias

solo se usaban para barrer los patios empedrados

y la puerta de la calle, que estaba en tierra

algunas abuelas barrían las casa tambíen

con el suelo de cemento, era lo que había y barato

después, vinieron las escobas de palma

hechas de la palma, de los cogollos,y la palma

por el mes de Julio aproximadamente

después se le pone una caña a la medida

 con un grosor para empuñarla bien y se ata

bien dando bastantes vueltas de cuerda

también se recoge en el centro para que no se

abra , cortando para igualar las puntas de abajo

también se hacían escobas vastas de iñiesta

para barrer en los campos y los pastores los establos

luego vino el celebre cepillo, que era un lujo

para los pobres, pero era la revolución tecnológica

aunque no tenia enchufe, eso era lo malo

pero para casi todo hay remedio, para eso

tambíen, salio la aspiradora, y la escoba hoy

hay pocas , pero las hay, para cuando se va la luz...

" Si yo tubíera una escoba...Cuantas cosas barrería..."

 

 

 

Comentarios3

  • gonzaleja

    Me gusta este de un modo especial, re recuerda a mi padre que recogía las pencas, de dos clases, unas más bastas, para el empedrado y la calle como bien dices, otras más finas para la casa, las secaba y luego las hacía con mucho arte y mucha dedicación. No las vendía, las hacía para el uso de la casa. Un saludo

    • MANZANILLA

      Así es,Gonzaleja,y aún se siguen plantando las pencas,por nuestra tierra,Alicantina,y que buenas están .....Me alegro que te haya gustado ,paisano..un saludo

    • MANZANILLA

    • MANZANILLA

      Gracias pertinaz,por escoger el poema como favorito..un cordial saludo..



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.