Raul Gonzaga

No puedo dar un alma que no es mía

 

Aunque ya mucho tiempo he pretendido,
Me resulta imposible el olvidar
Aquel indescriptible disfrutar
Que juntos con pasión hemos vivido;

Sentimiento fatal que me ha impedido
Que pretenda otra vez volver a amar
Pues siempre que yo busco el empezar,
Resurges como el bien más consentido;

Y rompo con frialdad mis relaciones
Pues muy grande sería la hipocresía
De engañar a inocentes corazones

Y fingir dar un alma que no es mía;
Acepto soledad y decepciones,
Seguir con esta gris melancolía…

Comentarios1

  • Raul Gonzaga

    Querida amiga, mucho me dolió que te fueras en pos de otro destino, sólo te recuerdo con cariño que te llevaste algo que era mío, mi alma...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.