mario mena mena

Ver de nuevo

¡Cuanto me alegra ver de nuevo!

estos pequeños senderos, angostos y sencillos

con apenas el espacio para dar el paso

sembrado a ambos lados con plantas floridas.

 

Es por estos trillos donde está todo

donde oigo las notas que tiene el silencio

se abren horizontes y montañas

fluyen laberintos donde vive el pensamiento

y un sinfín de coloridos universos.

 

Tú habitas estos rumbos

donde casi se siente que nos miras

Mi alma se queda quieta quieta

estática en el centro del silencio

encajando exacta

en el corazón de esta noche

mientras camino pleno

por esta senda angosta, amada.

 

Ninguna tentación del desierto

nuevas mercancías

algún goce para esta piel

o el regalo fino de un afecto

Nada sustituye tus delgadas sendas.

 

Nada más ansío

Nada más me falta

En Ti me encuentro

y me completo

No por desear un cielo

no por temer el infierno

-que sería más que suficiente-

sino por estar contigo.

Comentarios3

  • Ana Maria Germanas

    Una fe fervorosa e indestructible, una senda unica, esto se ve reflejado en tu bello poema Mario, un gusto grande leerte.-

    • mario mena mena

      Que tras años, se comprueba que lo demás pierde sentido, azúcar.

    • Fabio Robles

      Mario, lindo concepto plasmado en un bello poema con esa senda de amor. Saludos Mario

      • mario mena mena

        La mejor senda ¿verdad?
        Por cierto es la regla fundamental.

        • Fabio Robles

          Así es Mario, totalmente de acuerdo. Saludos desde Curri.

        • Augusto Cuerva

          El amor no se acaba,,,buen poema amigo,,,magnifico,,,saludos cordiales

          • mario mena mena

            Exacto: "el amor nunca deja de ser."



          Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.