Antonio de la R

Debí sospecharlo

Debí sospecharlo, siempre yo ganaba
Gané la pelea del “te quiero más”
Gané la apuesta del “no te voy a olvidar”
Siempre fuiste tú la primera en colgar.

Debí sospecharlo, la conversación yo iniciaba,
En las discusiones yo sólo te escuchaba
Por mí, solo tenía tiempo que no salía
Y a pesar de todo yo no me la creía

Debí sospecharlo, el tiempo ya era largo,
En los silencios ya no nos comunicábamos,
Ya no bailábamos nuestro querido tango
Y mucho menos juntos cantábamos.

Al final de todo yo fui quien ganó,
Quien ganó al decir “te quiero”
Quien ganó en no poder olvidar,
Quien ganó en quedarse hasta el final.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.