Esteban Mario Couceyro

Quiero ser niño

La vejez, cómo se nota, en los otros
si fuimos niños, ya no lo son
envejecen sin piedad
ya no ríen como ayer.

Algunos, se van sin regreso
dejando ese espacio, un hueco
que no es nido de pájaros
un hueco, como la noche en la mar.

Esas mujeres, que me enamoraron
se van secando de recuerdos vanos
vi en sus bocas, amanecer el sol
en tormentas de placer.

La vejez, quizá sea eso
una larga despedida de gentes que aburren
de anécdotas gastadas
de ojos turbios, sin asombro.

Pero me  revelo
y quiero renacer
que mis plumas
me lleven al cielo inmenso.

Que tus ojos enamorados
me vean tal cual soy
no como ese, del espejo
cansado de años y espanto.

Quiero ser niño
y correr tras mi historia
para vivir nuevamente
cada día de amor.

Hacer votos de alegría
y pedirte perdón
por no adornar tu cuello
con las estrellas reflejadas en la mar.

 

Comentarios5

  • Raquelinamor

    Muy buen poema estimado poeta Esteban Mario Couceyro, Felicitaciones! hace rato no pasaba por acà a deleitarme en sus letras. Creo que todos al llegar la vejez ansiamos volver a ser niños, y solo nos queda ese niño que todos llevamos dentro y que no debemos dejar morir, con una ilusiòn, una sonrisa o un verso lleno de pureza como este que nos presentas, y me hizo recordar aquel breve atribuido a un tal Quino sobre que la vida debìa ser al revès, que se debería empezar muriendo y así ese trauma quedaría superado. Luego despertar en un asilo de ancianos e ir mejorando día a día, después te echan porque estás bien y lo primero que haces es cobrar tu pensión de reiro. Luego, en tu primer día de trabajo te dan un reloj de oro. Trabajas 40 años hasta que seas bastante joven como para disfrutar del retiro de la vida laboral. Entonces vas de fiesta en fiesta, bebes, practicas el sexo, no tienes problemas graves y te preparas para empezar a estudiar. Luego empiezas el cole, jugando con tus amigos, sin ningún tipo de obligación, hasta que seas bebé. Y los últimos nueve meses la pasas flotando tranquilo, con calefacción central, etc. etc..Y al final… ¡Abandonas este mundo en un orgasmo! jejeje!
    Interesante, verdad? simpatica creatividad.
    Todo tu poema es bueno e inspirador, pero me atraparon estos sus versos:
    ``Que tus ojos enamorados
    me vean tal cual soy
    no como ese, del espejo
    cansado de años y espanto.
    Quiero ser niño
    y correr tras mi historia
    para vivir nuevamente
    cada día de amor.``

    Uf! hermosisimos, quiero ser niña otra vez y correr con los pies descalzos, trepar árboles, reír a carcajadas por cualquier bobada, acostarme en la yerba a ver cómo van cambiando las formas de las nubes e ir recreando fantásticas historias, sentir el calor del regazo de mi madre, y enjugar mi llanto en ella, volver a vivir el amor en cada estrella y el apasionado beso bajo la luna de primavera.
    Gracias por compartir y reciba mis cordiales saludos de universal amor. Raquelinamor

    • Esteban Mario Couceyro

      Nunca nada será como fué antes, pero intenta vivir con esos ojos de niña, toda tu historia y verás que dejaste en el camino, tantas cosas hermosas..., recuérdalas para revivirlas y proyectarlas en el resto que queda por vivir.
      Gracias por tus palabras, vivir es una aventura que protagonizamos, de nada vale ser espectador.
      Un abrazo
      Esteban

      • Raquelinamor

        Gracias por sus bellas palabras, asi es, vivir es una aventura inesperada donde estamos atrapados pero con salida, jejeje otro abrazo!

      • Filia Stellae

        Linda poesía, lindo fondo, enriquecedor mensaje Mario. Gracias por compartirlo, lindo día!

        • Esteban Mario Couceyro

          Gracias por tus palabras, la vida es un mensaje que cada uno representa.
          Un abrazo desde el sur.
          Esteban Mario

          • Filia Stellae

            Gracias Mario! Abrazos para tu lindo sur, desde mi Francia! : )

          • anbel

            Corre, Esteban, corre...Un fuerte abrazo.

            • Esteban Mario Couceyro

              Ya mis piernas, no dan para veloces carreras, pero intentaré aunque sea caminando revivir esas cosas que no pude disfrutar u observar, en momentos tan especiales de mi propia vida. Volver enamorado a esos inigualables amores de juventud.
              Te abrazo
              Esteban

            • Pensamiento.

              Un lindo poema. Saludiños

              • Esteban Mario Couceyro

                Me alegra que te haya gustado.
                Un saludo desde el sur
                Esteban

              • Beatriz Blanca

                No lo había disfrutado y por esas cosas del destino leí ese título, me tenté y entré. Es uno de los poemas más bellos y entusiastas que has plasmado, no hay dudas has desplegado tus alas y te entusiasma este vuelo renovado donde no importa el pasado. Solo importa el disfrute de esas brisas que empapan con fragancias nuevas y olvidadas. Anímate y sigue ese sueño y regresa con la juventud del alma.
                Me encantó leerlo. Te felicito.
                Un fraternal abrazo.

                • Esteban Mario Couceyro

                  Querida amiga, ya estoy volando en perezosos círculos, en este cielo tan azul como irreal. Me niego a ser viejo y comprendo que este cuerpo, irremediablemente va caminando hacia el destino y yo no puedo mas que acompañarlo, de mala gana, con un alma que aún se asombra.
                  Gracias por tu comprensión y encanto.
                  Esteban



                Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.