José Cascales Muñoz

Auto Reflexión

 

Desconozco cuando llegara el día o la noche que en mi puerta escuche la llamada del barquero, no tiene por qué llamar, mi puerta está siempre abierta para que no se moleste en llamar y en mi estancia pueda sin permiso entrar, sé que cuando llegue el final en esta vida, no todo es verdad ni todo es mentira.

 

Por mi parte he cumplido, he amado y también me han correspondido, luchar por un ideal es lo más puro y bello, jamás me he arrepentido. En la lucha por la libertad he ganado y otras veces he perdido, de los malos o lo buenos momentos experiencia y riqueza si he sacado.

 

Mi deuda también he pagado y con creces en prisión y calabozos, coartándome la libertad esos aires tan hermosos. Desde muy joven fui un rebelde buscando una causa justa pero al final la encontré comprometido en la lucha.

 

En los tiempos grises luche arriesgando mi vida, jamás dejare de luchar aunque en ella padezca, amar y querer hasta el infinito, pues lo que he vivido lo escribo sin ningún arrepentimiento.

 

Amo la libertad con pasión y sentimiento, también en la amistad, en el cariño sano y verdadero y en mi lema de pasión llevo una rosa roja dentro de mi corazón.

 

© José Cascales Muñoz
Reservado todos los derechos.
20 de Marzo 2017

Comentarios1

  • YA SABES QUIÉN...

    y agradecido así con la vida
    y con tu dios.

    muestras entereza en el recuento
    de tus días mozos

    maravillosos por cierto

    y serenidad por los venideros.

    • José Cascales Muñoz

      Gracias Hector, ya han pasado 41 años estoy muy bien, además no soy creyente, pero si respeto a las personas que creen, un saludo



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.