José Cascales Muñoz

Clandestinos

 

 

Somos clandestinos en el silencio, en nuestros días y en nuestros pasos, con mirarnos a los ojos nos entendemos sin mediar palabra alguna.

 

No hay carta para leer ni distancia que nos separe, solamente veo dos luceros encendidos como unos faroles balanceando la vista al frente sin perder detalle de las palabras.

 

Clandestinos somos y me encanta la clandestinidad, la conspiración. La valentía de seguir adelante, la gallardía y la sinceridad y todos esos valores los llevas de nacimiento y me encantan tus sentimientos llenos de aire fresco juventud y libertad, clandestinos somos.

 

Pintura de Nicole Anne Chew-Helbig

 

© José Cascales Muñoz

Reservado todos los derechos.

15 de Diciembre 2016



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.