MarSanBasilio

Error y Confesión

 

Debo admitir que me hiciste tuya, sin siquiera haberme tocado

También debo decir que te hice mío, sin siquiera habernos visto

Y es que lo nuestro fue tan real y tan incierto al mismo tiempo

Estando entre el sí y el no, en la línea del sufrimiento.

 

He borrado más versos de los que te he escrito

Por miedo a sincerarte que fue un error echarte al olvido.

Y sé que todo el derecho a regresar, lo he perdido

Pero no tengo una piedra en lugar de un corazón, dentro mío.

.

Tan repentinamente te habías aparecido

Opacando todo el mal con tu brillo

Para que luego mi orgullo te lanzara al vacío

Debí advertirte que serías tú, quien terminaría herido.

 

A pesar de todo el daño cometido

Regresabas una y otra vez sin aceptar mi despido

Reparando fielmente cada crujido

Con el mismo cariño desmedido.

 

Hasta aquel día fatídico donde todo ya estaba consumido

Lo sabíamos, pero no lo habíamos previsto.

La lluvia fue quien te dejó desprotegido

No mi cariño comprimido.

 

Que sería para siempre, no debiste asumirlo

Tarde o temprano, terminaríamos aturdidos

Sin saber cómo manejarlo para no destruirnos

Pero es tarde, ya ha oscurecido.

 

Tanto y tan poco hemos vivido

Ya mis susurros se han desvanecido

Todo, todo se ha ido contigo.

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.