Bruce Ruiz

POEMA DE MEDIANOCHE

vestida de soberanos recuerdos
la noche cabalga entre lluvias y cantares
colmillos sedientos de fiesta
la zanja de Cristo, en un clavo de bronce
se derrama mi frente... y tú
tan bella, tan bella entre tanta gente

fue un diciembre
un diciembre en que tus labios ciegos
entraban al sepulcro de los míos
y el último profeta besó el sello de mi muerte
fue tan bueno, que el cristo de mis años
padeció su tercer día a costa de mi suerte

qué cielo más profundo me espera
cuál nido incrustado
cuál árbol desahuciado
en cuál vida tienes mis manos
en qué dolor olvidado

ya son tantos mis días
que seguramente el diciembre de tus ojos
ya tiene otra estirpe.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.