Esteban Mario Couceyro

La joven y el unicornio de agua

Cabalga blanco de aguas

y

espumas de mar

arrastradas en el aire

.

bravío

cuatralbo, trotas

contra la luz

corriendo la noche

despidiendo estrellas

que nunca volverán.

 

Ella

monta hermosa

al viento

qué más puede haber

en el cielo

que su mirar.

 

Se perdieron a su paso

los planetas

brillos, las galaxias

y

en la absoluta nada

pasas montada

en el unicornio

mientras

tampoco yo existo.

 

 

Comentarios4

  • anbel

    Siempre me han gustado los unicornios...Me ha encantado. Invita a perderse en esa relajante "nada", en donde probablemente yo tampoco exista. Un abrazo.

    • Esteban Mario Couceyro

      El unicornio tiene un origen difuso y misterioso, proclive a lo mágico, como esos sueños surrealistas.
      Mi saludo
      Esteban

    • Beatriz Blanca

      Un sueño de magia y encanto, montar un unicornio es remontar los sueños y gozar de sus caricias. Bello y soñador surrealismo.
      Un abrazo de lunes lleno de esperanzas.

      • Esteban Mario Couceyro

        Animal fabuloso, relacionado a los espíritus puros, de gran fortaleza y valentía..., cómo no te ha de gustar.
        Vaya mi abrazo y deseos esperanzados.
        Esteban

      • Anitaconejita

        Muy hermoso, sabes provocar la imaginación, libre y audaz tu poema!!
        Muy singular tu forma de escribir me gusta...trae sello de originalidad!!
        Abrazos

        • Esteban Mario Couceyro

          Gracias por tus conceptos, sos generosa.
          Un abrazo
          Esteban

        • Mia Aragon

          wuuuuao esta de lujo para mi jajaja
          que buena trama

          • Esteban Mario Couceyro

            Todo desaparece, cuando la imagen amada irrumpe en nuestro corazón..., hasta nosotros mismos.
            Un abrazo
            Esteban



          Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.