liborio cantillo

(CII Reeditado) !MAYO...!

Mayo, mes de dicha para unos…
mes de angustia para otros…

en este mes en que las flores prenden 
de vividos colores sus encantos,
y a la claridad del día la primavera lanza
su aroma perfumado,
cuando las aves cruzan 
en rítmico aletear por el espacio
y trinan cual armónico teclado…
a mi madre muerta, ofrendare mi canto.

mi canto de lloro y de quebranto,
mi canto de dolor colmado,
mi canto de huérfano amargado.

 Porque tú eras el faro donde iba madre amada,
a contarte las doradas ilusiones de mis sueños,
y en esas noches en que retumbaba el trueno,
llorando de terror te reclamaba,
llegabas con el alma acongojada 
a calmar las angustia de mi pecho…

y sentada en mi lecho me narrabas
acariciando mis cabellos con tus dedos,
leyendas sensibles y remotas
mientras mi cuerpo se sumía en el sueño.

 hoy quisiera que estuvieras¡madre amada!
hoy quisiera oír tu risa cristalina,
hoy quisiera que estuvieras viva,
para besar tu rostro inmaculado.

Mas… no estas…madrecita mía,
te fuiste hace tiempo en el verano,
y no guía mi existencia ya tu mano.

 

Comentarios2

  • Fabio Robles

    Liborio emoción y grandeza en tus letras , muy lindos recuerdos llenos de nostalgia y amor. Mi saludo fraterno

    • liborio cantillo

      gracias fabio por tus comentarios, si, la Madre, llevaremos siempre en nosotros el amor conque nos cuidaba en todas las etapas de la vida aun siendo viejos cuando la teniamos y esperaba vernos a cualquier momento,
      Saludos sinceros desde ColombiA

    • joanmoypra

      Simplemente, ¡genial!
      este poema plasmado,
      con el que nos has dejado
      ese arte tan natural
      del que el Creador te ha dotado
      para a la madre ensalzar,
      después de habernos dejado
      huérfanos de amor maternal.

      Un abrazo desde la Mancha de:

      joanmoypra

      • liborio cantillo

        Saludos apreciado amigo Joan,
        Es algo que despues que nos ha dejado sentimos y nos invade la nostalgia al recordar esos tiempos de amor que nos dedicaba,
        abrazos cordiales



      Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.