argantonio

Lo infinito

Solo soy dueño del lugar que ocupo,

me sobran todos los títulos y escrituras,

me inspiro en el poeta que tanto de la vida supo,

y que gozó y sufrió por todas las criaturas.

 

No tener nada es ser dueño del universo,

viajar con la mente por un espacio infinito,

no hay nigún dios ni divino ni maldito,

y eres de todas las religiones un converso.

 

Allí hay una estrella que se apaga

Allí más allá otra que se enciende

Es el universo que ni empieza ni se acaba.

 

Cuando era un niño había muchas golosinas

Había una mujer enlutada que le decían la maga

Aquel era el barrio de las mujeres profanas y divinas.

 

Comentarios2

  • pani

    GENIAL...

    • Amalia Lateano

      Amigo:
      En este impenetrable laberindo de versos, encuentro Tropos que enamoran
      por su erudicción en esta obra bañada de simbolismos.

      Nunca fuimos inocentes más que de niños.

      Felicitaciones.

    • argantonio

      Querida amalia la lnfancia esta tan lejos que solo con la poesía volvemos a ella



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.