Marvin Ramirez

Ironía

Ironía
En mi mundo, tu lo eres todo.
Mi sol por las mañanas, mi luna cada noche.
La brisa por las tardes, el canto al nacer el sol.
Mi inspiración, mi musa.
La dueña de mis versos.
Mi oasis en el desierto.

Por ti voy hasta el infinito y devuelvo el mismo día.
Plantó un jardín de rosas en el mar, si es tu deseo.
Lleno tu cuerpo de besos cada noche.
Le inventó otra letra al abecedario, tan solo por ti.
Te regalo el sol en un jarrón, tan solo pídelo.

Mas me es prohibido pronunciar tu nombre.
Ni te puedo buscar, mucho menos decir: buenas noches.
El amor que siento por ti, lo guardo bajo llave.
Susurro nuestra historia por las noches.

En tu mundo, nadie sabe de mi existencia.
En tu mundo, nunca estuve.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.