Mauro Enrique Lopez Z.

Desde muy niño


Desde muy niño quise ser un elegante poeta que tontería la mía
que hasta era un pésimo estudiante tuve que trabajar
para el bienestar de la familia, porque lo invadía la pobreza
y así seguí con mi sencillez luchado, pero no se que tengo
en mi que tan sólo ver un jardín de rosa una mujer preciosa,
el paisaje de lo que tiene mi país escribo a mi manera
no se sí son versos poema o prosa y me da mucha pena
que busco una amiga para que me lo corrija; y así llegar
al mundo con mi humildad del lo que siento en mi vivencias
o de mi pueblo no se quién soy yo que alguien me lo diga.


Es bueno sentirse perdido como si fuéramos todavía niños es la única posibilidad de que un día hallemos nuestro camino ya que para hallarlo debemos perdernos varias veces sin desistir de que caminando se hace camino
Mael


Desde muy niño soñaba con las nubes y en las nubes me veía,
En el viento veía nibelungos, faunos, hadas y a la nada sonreía,
Sentía en mi interior como algo sin nombre día a día florecía,
Con forma de una flor, con forma de mujer, con forma de poesía.
CN.


Y era entonces esos momentos cuando no sentía remordimientos, ni noches en vela pasaba.
Ahora nostalgia en mí de primera plana.
Añorando esos destellos de luz que entraban cada vez que el sol iluminaba mi cara, radiaba, de alegría y color por donde pasara, más no temía al falso amigo que se me acercaba.,
Aunque de inocencia pecaba, Dios, de otras cosas me librara, que eso aún lo conservo, aunque aveces pareciera que se me acaba..
ESPINELA


Bebí siempre a mis ancestros
Como se bebe el licor
Degustando sus ejemplos
Y sintiendo su calor.
Nunca quise una alborada
Sin sol, al ver la mañana;
Quise siempre el crucifijo
Como ejemplo del amor.
Amé siempre a quien merece
nuestro respeto y cariño,
¿errores...? Por muchas veces,
Todo esto desde muy niño.
Pupykuba.


Desde muy niño el río me atraía
Corrí en sus orillas, aprendí en
su curso de los seres vivos, de las
hojas y las flores
Desde muy niño el río y yo hemos
sido buenos amigos


Desde muy niña, amè la poesìa,
cuarenta años atràs
mi primer encuentro
en la escuela Amelia Cocking,
En un acto cultural vino
Balbino Blanco Sanchez,
poeta, periodista, declamador,
hombre del folklore Venezolano,
aun recuerdo su voz en estos versos:
De la relàfica del negro y el policìa.
__
Policía con cachucha,
policía con pumpá;
policía con sombrero,
y de cabeza pelá.
Y hasta policía mujeres
pal que se quiera casar.__
Aquiles Nazoa
Luego __Pintame angelitos negros
del inmortal poeta Andrès Eloy Blanco,
__Se le murió su negrito,
¡ay! su negrito.
Dios lo tendría dispuesto,
ya lo tendrá colocao
como angelito del cielo.
Desengáñese, compadre,
que no hay angelitos negros.__
Despuès cada verso que hacìa
supo a historia de mis dìas,
y acà sigo amando la poesìa,
Saludos de universal amor
raquelinamor


Desde antaño deseé ser mayor,
reirme como ellos, disfrutar de compañias.
Desde niño, deseaba ser como ellos,
ser más libre, gozar de placeres,
tener una mayor independencia,una propia autonomía.
Desde niño....
Ahora solo deseo volver a la infancia,
pues tengo una gran responsabilidad, de la que depende mi futuro.
Veo como es la vida, un gran combate en llamas,
penas y desdenes,
desamores y obligaciones.
Como extraño cada vez más la infancia, la risa del libre albedrío.
Que gran paradoja es la vida,
quien nos dijo que desearíamos ser mayores,
cuando ahora lloramos al extraño de la niñez....
J.C.R


De niña fui feliz con tod@s mis prim@s,nos criamos juntos, cuantas veces reímos y también lloramos cosas de la infancia con grandes añoranzas, en especial el recuerdo de mi querida abuela ...
rosamary


Desde que era pequeño tuve un sueño
Tratar de ser humilde, ese escritor,
Que tan sólo cantara al gran amor
Y que al hombre alentara a ser su dueño;
No rudo y presumido, en pos de ensueño,
Que canta a un imposible desamor;
Ni el bélico o romántico escritor,
Que sólo habla del rostro que es trigueño;
Yo me preocuparía de injusticia,
De la gran ignorancia y fanatismo,
De esa dulce, embriagante, que es delicia,
Fe, llena de gran luz y albo optimismo;
De aquel inmenso encuentro, sin caricia,
Que te lleva a encontrar todo en ti mismo


Desde muy pequeño
plasmé mis sentires
en versos infantiles
rimando un ensueño,
diciendo mis fantasías
en forma de cuentos,
contando momentos
haciendo poesías,
hasta el amor primero
dejé en verso escrito
platónico y bonito
aún por ello sincero.
Plinio


Recuerdo que desde pequeña, jugaba
con las mariposas en el mástil
laberinto de la soledad.
Me ajustaba como la rama para que se refrenaran en mi las odaliscas
del idilio…, ahí rompí
las barreras,
inciertas de mi inestable vida, con
la agudeza de sus alas me convertí
en el ocaso y en las nubes
me volvi llovizna del baladí
de un libro.
Siomara Henriquez de Goldman ®


Desde muy niño quise ser maestro
y sigo siendo aprendiz,
moriré tratando de aprender,
pero aprendiendo es que enseñamos
y el mejor magisterio, es el magisterio del amor,
por eso, por eso, me gusta ser poeta.
(José Luis Agurto Zepeda)


Desde muy niño que tengo super-poderes
he alegrado tardes en mis fantasías.
Puedo hacerlo todo y viceversa
atravesar dimensiones con sonrisas
donde mis gritos no se apagan jamás
sin manual de instrucciones viene mi vicera
y mis lápices de colores que entes eran,
guerreros defendiendo tonalidades
con la armonía de las ánimas que no descansan
descalzo mi naturaleza en mi éxtasis constante.
Sé que que ya soy niño afortunadamente
me he convencido en contrato de barro
que en inicio de mi programa favorito
justo en la canción
lo que me despega a soñar
es el niño que siempre acaricia mi alma.


Nunca debemos perder esa luz tan preciosa instalada en el interior del corazón de los niños.Ver las cosas con esa fuerza e ilusión, no debe perderse nunca si queremos seguir conservando ese limpio proceder de la infancia sea cual sea su condición.

Comentarios5

  • Rosa Maria Reeder

    Desde que era una niña
    encontre la poesía
    ya sonaba en mi almohada
    con la rima del corazón
    el amor que viene en poema
    el abrazo fiel que viene de Dios
    sonrisas donde nacen versos
    que alegran los ojos de la humanidad
    donde el alma siempre es niño feliz.


    Rosa Maria Reeder

  • maria1314

    Desde muy niña soñaba con unicornios color rosa y hoy aunque los años se han tatuado en la piel, sigo soñando con ellos...

  • Josefina Bravo

    Desde muy niña.....
    Soñé con un mundo ideal
    Porque tuve un ángel especial
    Que con amor cuidaba mis sueños
    Y con sus besos dulces y tiernos
    Me dio candor durante el invierno
    De su mano me indico el camino
    Y pude conocer lo lindo y divino
    De tener un Dios fiel y bendito
    El conoce mis pensamientos
    Es quien controla los vientos
    Con su poder cambia los tiempos
    Puede lograr lo imposible
    Su amor es genuino e invencible
    Su nombre es Jesucristo
    ENEIDA JOSEFINA BRAVO REALZA
    POETISA DE JESUCRISTO

    • Amalia Lateano

      Desde muy niña ...muy niña
      Busco la puerta , la entrada
      al paraíso con flores,
      cristales de la ventana.
      Sólo relumbran con soles
      que asoman tras las montañas.
      Desde muy niña ...muy niña
      no he visto un atardecer
      atrapada en esta cama.
      Traéme , amigo mío
      y seré tu enamorada.

      Dra.AMALIA LATEANO
      ROJAS

    • ADANS BECMAN

      No sé que decir amigo Mauro, si soñabas con ser poeta,eso ya lo has conseguido con creces, y buscar una compañera para que te corrija, yo enfermo mental, gracias a Dios, la tengo, pero a veces como sale...La poesía sale del corazón , no de la escuela, y el corazón tiene faltas de ortografía, pero esas las corrige la razón, te felicito y me quito el sombrero, poeta, de cuerpo entero.Los poemas de la infancia, entre otros,son mis favoritos,la recuerdo con mucho cariño y nostalgia, ¡ Ay, quien pudiera volver a la infancia !. Aunque fuese dura y triste, pero hermosa, pido poca cosa ¿ Verdad ?. Un fuerte abrazo de tu amigo. ADANS BECMAN. NOTA: Nadie es poeta en su tierra....

    • Elizabeth Chacon Stevens

      Desde muy niña tejía las letras en mi mente
      y de repente
      afloraban por la pendiente
      de mi alma y corazón,
      asumiendo una buena razón.
      Desde niña bordaba las letras con hebras de colores
      y del amor sus alcores,
      sin medida ni pesares
      al sentir mis avatares.
      Desde niña subí a las estrellas
      que me miraban tan bellas
      y hacían relucir mi alma
      cuando me daban su calma.
      Desde niña trepé hasta la luna blanca
      que me dejó sin burro y sin anca
      al columpiarme de sus alas
      a las buenas o a las malas.
      Cada noche que pasaba
      soñaba que me amaba
      el sol, la luna, las estrellas
      y todos eran de castas bellas.
      Ya no soy una niña, soy una mujer
      y no me quiero perder
      la oportunidad de versar mis sueños
      que son alegres y risueños.
      Dios bendice a cada poeta
      que pinta con su paleta
      cada letra, cada verso y poesía
      sin alevosía para el alma mía.

      Lo siento. LLegué tarde.
      Buenas noches.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.