Nicolas Cortez

Usted, tan provocativa

Usted, tan provocativa, sensual, delicada y ardiente

que despierta en mí los deseos más indecentes,

mis demonios más perversos se desatan lentamente

y me lengua se derrite por lamer su piel caliente.

Permítame guiarla con mi aliento hacia el infierno,

con mis dedos esparcir escalofríos por su cuerpo,

humedecer con susurros sus rincones más profundos

impregnarla de estas ganas que me queman muy dentro.

En el infierno de su cuerpo tengo reservada una cita,

aguardare mientras cancela todos sus planes esta noche

que en cuerpo y alma ante el placer hoy caerá rendida

y entre salvajes caricias y gemidos gritará mi nombre.

 

Nicolás David Cortez



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.