Eco del alma

ERES LA VERTIENTE DE LA FUENTE DEL AMOR

Eres el agua fresca, que calma la sed de mi alma

La que riega mis sueños, cada noche hasta llegar el alba

Eres la que mojas mis labios con tus besos

La que con sus caricias quitas los dolores de mi alma

Es tu amor la que me hace hacer cosas imposible

Eres la rosa más hermosa del paisaje, que miro de mi ventana

 

Eres la que en mi corazón, plantaste mil ilusiones

De amor en mi corazón, déjame decir que sin ti no vivo

Te juro que no sé cómo nació, mi amor por tu corazón

Que hasta mi alma se emocionó, al escuchar tu voz

Como quise ser un picazzo, para pintar tu rostro en un lienzo

Es difícil olvidarte pero yo no puedo, todo lo que esperé de la vida

Lo halle en ti y pienso que no te tengo a qué, no te alejes de mí

Siempre serás la princesa de mi corazón

, me abrazaré

No esperó cerrar mis ojos sin conocer tu rostro

O que se sequen mis labios sin antes de darte un beso

Seremos los enamorados eternos, en silencio y lejanos

Como dos embriagados con el amor y alucinados con los besos

Apansionados, con caricias que recorren nuestros cuerpos

Con nuestras manos candentes, enredados en lujuria y pasión

Nunca te echaré al olvido, porque eres como mi respiración

De rodilla te imploró con llanto en mis ojos te pido tu amor

No te alejes por favor, me abrazaré a tus pies para pedirte tu amor

Y en tus manos dejaré mi corazón

Autor eco del alma

Derechos reservados

Antofagasta, 24, 03, 2017.

Comentarios1

  • maria1314

    Dulce poeta maravillosos versos llenos de amor y esperanzas.

    • Eco del alma

      Hola mi niña , perdón por no contestar en el momento preciso, ya que me encontraba en un estado de salud complicado, es el motivo que no he publicado poemas
      Gracias mi querida dama cariñosa y gentil , por su visita , como su comentario, rosa hermosa que dios te bendiga
      Un beso y un fuerte abazo
      Eco del alma



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.