damian flores

En la inmensidad

En la inmensidad

de un mar

muy profundo

se hunde

mi mundo

de fatalidad.

Sin haber piedad,

consuelo a mi pena,

de infelicidad

que causaste un día

con tu gran maldad.

No se

porque causa,

todo terminó

y desde

ese entonces

mi vida cambió.

Solo la esperanza

de que todo cambie

mantiene mi fe

de que todo cambie

en paz y armonía

sin nunca dudar.

Sin prisa, sin pausa,

tan solo queriendo

la dicha alcanzar

con el alma abierta

a la realidad

de un nuevo pensar.

Un nuevo destino

deberé afrontar

sin mucho dudar

marchando de frente

buscando el camino

para un nuevo andar.

 

Comentarios3

  • Sonrisa Sonrisa

    Si la vida nos empuja a buscar nuevos caminos, busquemos el nuevo andar, tal vez esos nuevos pasos nos traigan felicidad...

  • Campoamor

    La realidad, es ese péndulo que se cierne sobre las cabezas de quienes nunca dejamos de soñar.
    Esa, que a todas horas incordia y maquina, es la misma a la que nosotros nos empeñamos en aprender a esquivar.
    Felicidades!

  • El Hombre de la Rosa

    La pluma y la poesía son dos inseparables complementos que saben escribir los buenos poemas estimado poeta y amigo Damian...
    Un grato placer su lectura...
    El Hombre de la Rosa



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.