Monserratt Casteleiro/Akacia

HERMOSA INOCENCIA

Me dijo un día mi niña

pon la luna en el ropero,

y con una hoja la cubres

que se escape yo no quiero.

 

Mi reinita con sus chinos

sobre su ovalada cara,

de luna pidió un pedazo

como postre de la cena.

 

Dijo la precoz infante

guárdame el otro pedazo,

que lo quiero para hacerte

un lindo collar de paso.

 

Gracias mi nena adorada

de todas formas te quiero,

pedazos, collares, luna

siempre a tí yo te prefiero.

 

Monserratt Casteleiro/Akacia

 

Comentarios1

  • Edmundo Rodriguez

    Querida Monserratt ,
    Es un gran privilegio gozar de esa inocencia y alimentarse el corazòn .
    Mi cariño , y
    Mi càlido Abrazo .



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.