Raul Gonzaga

Morir amando la vida

 

Ya no le temo a la muerte
Más temo a la enfermedad:
Fatal incapacidad
De sentirte casi inerte;

Es una muy mala suerte
Tener la necesidad
De pedir la caridad
Para poder sostenerte;

Es por eso que prefiero
Una bella despedida
De los seres que más quiero

Sin la conciencia dormida:
Padre Mío sólo quiero,
Morir amando la vida…

Comentarios2

  • Raul Gonzaga

    Después de ver tantas enfermedades que disminuyen la calidad de vida, he optado por pensar que sería más recomendable morir con la cara al sol sobre una charola de plata, cubierto con un mercurial manto...

  • El Hombre de la Rosa

    Muy gratificante para la lectura tu hermoso soneto estimado amigo Raul Gonzaga..
    Saludos de Críspulo

    • Raul Gonzaga

      El Hombre de la Rosa, gracias querido amigo, un honor contar con tus comentarios; saludos y un fuerte abrazo fraternal...



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.