zeda del rey

Noche sin fortuna

En el extraño espejo donde hasta yo me niego,
Se q si observará tu rostro,lo haría hasta quedarme ciego,

Esperando sean tus brazos los que a la calma me encaucen,

La limerencia denostada en su rostro.

Si no es la melancolía; será la puta inercia,
Pero siempre alguna necia querrá que la acompañe,

Dormí solo tres horas, dime sino he de estresarme,
Tu eres infinito, yo soledad.
Pero la vida de ambos : corta!.,
Y así nunca acabarás de gustarme.

?Que como hago para no aburrirme?
- pensar en ti  y sentirte,
Aguardar y no desesperarme.
- considerar que no hay razón como para morirme,
Cuando se q estas aquí para que pueda verte.
Y no me hastío...
Porque te encuentro algo mio,
Tal vez el tiempo perdido, mi corazón partido
O a lo mejor lo de siempre:
-insomnios transigentes, tardes de desvelo, agonías de suerte.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.