Jorge Aimar Francese Hardaick

MI CASTIGO

MI CASTIGO

Hoy, un velo oscuro
de tristeza e incertidumbre,
ha caído sobre mi alma.
Soy único culpable
de mi error, desdicha y desconsuelo.
Quizá mi falta de razón
ha marcado mi destino,
el que, entre tinieblas, agazapado
le pasa facturas impagables
a mi desolado corazón.
He tratado de pedir el perdón,
pero solo el eco del silencio
en lo que de mí queda;
se hace preso en mi esencia.

08-03-2017
Jorge Aimar Francese Hardaick
Argentina

Comentarios1

  • Texi

    Desde Bilbao recibe, querido amigo Jorge, Un abrazote

    • Jorge Aimar Francese Hardaick

      Gracias por tu bella compañía querida amiga Tximeleta, gracias por acompañarme en estos momentos. También desde mi querida Argentina, volará sobre las aguas, mi cálido y ferviente abrazo a ti. Felicidades y buenaventura!!



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.