poetryman

HUSH

Atravieso el espejo en busca
de esa imagen perdida
en el baúl del subconsciente,
nada particular que tu extrañes
o que no puedas imaginar
porque viéndote me ves...
quizás me odies por esa creencia
tuya de creerme perfecto,
 ¡no soy tu arquetipo!
soy la flecha de un Dios
que no yerra el tiro
por eso caigo sobre ti
preciso y exacto,
la efervescencia de mi alma
me hace lágrimas en tus ojos,
puñal de luz en tus profundidades
Todo lo hago sin hablar
no porque no pueda o no deba
la razón eres tu,
que estas echa de silencio
Como la belleza y el misterio mismo...

Comentarios1

  • David Arthur

    La belleza y el misterio del silencio...
    interesante mujer.

    Saludos Sevástian,
    David



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.