YAZMANY

NAVEGAR TU HUMEDAD

 

Se introduce en mi mente el
feroz anhelo de tenerte en desnudez cuan hermosa te
ves cual rosa desnuda en
mis manos déjanos tiempo
saciar el sediento deseo
soy ese fuego que agita tu
pecho de echo es el fulgor
de mis besos en tu piel la
miel de tu lujuria y desde tu
interior disfruto tu placer al
ver nacer un nuevo amanecer
en el fruto de tu cariño hacia
mi, un niño que lleve por
nombre bendición y se
parezca a ti ¡vaya que anhelo!
Desbordas tu pasión cuando te hago mía, en mi cama la dama
que en cualquier posición o
estado emocional su amor me entrega al amar y con solo un besito en la boca provoca
besarla en la sombra que
conforma su intimidad y
querer navegar la profundidad
de su ser y el océano de su
ternura, sonrió cuando navego
el afluente de tu rio que pienso
en plasmar las fantasías de la
mia lujuria en tu cuerpo cual
pintor en su lienzo y hacer
emerger desde ese manantial
de dulzura la cura a mi delirio
tu aroma de lirio y clavel perdura
en mi piel debes saber que deseo
cambiarte el semblante
rasgando tus miedos siendo tu mejor amante y amarte de modo constante aislando tu primavera
del invierno pasado cambiando
dolor por amor encantó por
llanto tú humedad por la mía
ansío abordar otra vez el navío
que me lleve a adentrarme en
tus aguas lo exportado por tus labios me insta a quedarme extasiado en el adictivo aroma
de tu cuerpo de tu risa de tu humedad no hay temor en la
fría humedad lo hay en la
solitaria humedad de mi cuerpo.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.