ErnestoGalindez

El deseo se vuelve entrega, la entrega se vuelve poder.

Esto es para que veas que también puedo ser romántico,


Si el viento se lograra contener
en los anocheceres que anhelo al contemplar tu piel
no habría tiempo ni lugar que la física logre calcular
para determinar cuando debo parar de besar los lunares que en ti hacen hogar.

Si una huella de cachorro te parece llamativa
imagina el olor de mi almohada al soñar que fuiste mía
tan tierno como el mirar de un bebe, cuando comprende que es a mama a quien ve.
así de tierno se ponen mis pensamientos cuando diluyo en mi cuerpo el néctar de tu cuerpo.

la suma de todas las fuerzas es igual a cero,
por eso no deseo amarte con todas, si no un amor sincero
que se deslice por tu pelo y cada mañana al terminar de soñar
sea mas impactante la realidad de despertar junto a la poesía hecha realidad

no se si tu tono de piel, tu seriedad o tu amarga sonrisa
a la que es mas fácil rozar el sol que ser participe de la misma.
y quizás es, que no sonríes para todo el mundo
por eso esa es mi meta, me lo propuse así me toque trabajar doble turno.

Caigo en cuenta que el mundo es relativo,
un centavo es felicidad para un mendigo,
mi felicidad es saber que existes
y planear que estés conmigo.

Construir un país sin fronteras, un bienestar distinto
a lo que conocemos, por ser nosotros el motor del cielo
que nos de la sombra en los días de calor, para que nuestros niños crezcan sin temor
y de tu mano poder tener la dicha de enseñar a nuestros nenes a dar las gracias antes de comer el pan.

espero mis palabras lleguen al sitio indicado
el deseo se vuelve entregar, la entrega se vuelve poder,
se que entiendes el significado.

Comentarios1

  • nelly h

    Qué decirte más que es un hermoso poema , muy bien logrado ! Y como buen estudiante de ingeniería presente en tu poema leyes físicas y de relatividad !
    Excelente .Felicitaciones

    • ErnestoGalindez

      Gracias, en esta ocasión de por medio la mejor inspiración de todas, la admiración por una dama.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.