Yojanna Victoria Agudelo Hurtado

Silencio



Él me decía – déjame invitarte el café que tanto querías  o quizá una Sena, donde estemos los dos y robar por unos minutos tu mirada… bajaban sus palabras por mi garganta para que se esparcieran en mi memoria… yo solo pensaba en el día en que sus manos me estremecieron tan solo con acercarme a su pecho para abrazarme,  el movía poesía  en mis silencio mientras conversábamos, y razonaba mi corazón en secreto por él.

02 de Marzo del 2017

Yojanna Victoria Agudelo



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.