Rafael Merida Cruz-Lascano

HOMENAJE AL DR. RAFAEL MERIDA CRUZ - LASCANO.


Poeta enamorado de espirituales rimas,
de músicas celestes que como serpentinas
nos envuelven el alma, en esos manantiales
de agrestes primaveras y tardes cristalinas.
.
Cometa silencioso que cruza el firmamento
y que al pasar nos deja de su esencia las luces,
una estela de versos de elocuencia impecable;
viajeras mariposas de sus floridas cumbres.
.
Errante caminante de horizontes eternos,
poeta inolvidable, traficante de versos,
en el alma tu dejas de un rosal los recuerdos
que en la mente perduran con azul sentimiento.
.
Guatemala te lleva envuelto en su bandera
tu enalteces la gloria de tu patria sincera,
¡Del Maya la belleza en tu sangre se esmera!
Y es tu pluma un orgullo y es tesón de tu tierra.
.
Hoy vengo a saludarte poeta inigualable
y a vestir con laureles de tu ser la nobleza,
y mi lira te canta y este humilde poema
expresa simplemente lo que el alma te aprecia.
--------------------------------------------------------------
Fabio A. Pabon M.
CURANDERO TANGO.
Externo mi agradecimiento especialmente, a : FABIO A PABÓM M. Fundador de “EL AMOR ES LIBRE. NING. COM. A la delicada difusión de las artes literarias, desde California USA.
Para su administración. Una felicitación para todos y cada uno de los poetas usuarios, y globalmente a las personas amantes de la PAZ que con su visita realzan esta noble labor cultural.
Un abrazo fraterno desde Guatemala en Centro América.
.
Y cuando EL AMOR ES LIBRE
”Comparte felicidad
Virtud, gusto es amistad,
épico o burlesco, vibre
Escritor de buen calibre,
romántico corazón
unión con grande razón
amante de letra hermosa
y al buen genero, echa rosa
Exalta, Fabio Pabón.
.
.
Rafael Mérida Cruz-Lascano
Guatemala, C. A.


Que puedo decir cuando Rafael es mí amigo
con sana personalidad del excelso trovador,
aliado siempre con una compañera que ama
servidor del poema que luce de hermosura,
Guatemala es su nido donde reluce el verso
79 años rimando entre su querencia Lunar,
me descubro ante la suprema pluma de oro
te entrego una rosa de la mano del hombre.
*-*-* El Hombre de la Rosa *-*-*


si no te puedo alcanzar en mi pensamiento
déjame que me tropiece con el sueño
de tu métrica acechando en las lecturas
mientras me deleito en tu rima
se desvanece mi voluntad y me arrastro
hasta encontrar en las cumbres de tu estirpe
el verso sutil en el lecho de tu Mérida Cruz Lascano, febril y en ti deposito mi siguiente
ilusión carente de ambiciones y frustacion
y si ahí trovamos el curso de la felicidad,
volveré, volveremos para cantarte y llenarte de
nunca suficiente gratitud



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.