RICARDO ALVAREZ

1- REGIONES DE FUEGO 2- NIEVA 3- EL PRISIONERO -

 

 

       1-                REGIONES DE FUEGO

 

 

Territorio marino, regiones que he deambulado,

Mas allá del oro trigueño que viste tus campos

son mis manos de arcilla que te celebran en abrazo.

Te toco y percibo el fuego ardiente en las cumbres,

cimas donde los pájaros ni las bestias han trepado.

Con mis dedos almibarados rozo tus picos amatistas,

la maleza del pubis acicalado,

la concavidad lunar de tus axilas,

los ríos donde los besos quedaron sumergidos.

 

Nadie más que yo, grácil criatura,

conoce recónditas lugares de campanas solitarias

ni la luz ebúrnea de tus labios carnosos.

En esta largo viaje de amarte sobre el agua de las violetas,

habré de besar tu boca fría y morir beso a beso

en los racimos de tu cuerpo.

 

Hija del fuego eres amor,

consentida estrella en noches de relámpagos perdidos,

en tus ojos crepusculares lidian

aguerridas llamas de tus pueblos infinitos.

Recuéstate planicie rural, becerro de mis lagos,

extiendo mis tajamares en el lecho que peregrinan

tus sinuosos meandros

y te acopio, heredera de pontos profundos.

Timón de mi velero,

dulce látigo que azuza tinieblas y espinos.

Luna plena de atributos,

iris donde los faros guían mis navíos

cuando naufrago  tu cuerpo oceánico

y navego canales purpúreos.

 

Hoguera que se bifurca en dos columnas de silencio,

donde la llama crepita envuelta en eco nocturno.

Hojas de brisa caen en los estuarios de mi alma.

y mi alma crece como el derrubio se adhiere en el pedrusco.

En todo lo que late vives, silente  rama, esplendor de alerce.

 

Todos los derechos registrados en Safe Creative & Published Word Press Poetry

Poemas de ricardo alvarez@blogspot.com

Poemas de ricardo alvarez-blogger

------------------------------------------------------------------------------------------------------

2-         NIEVA

 

 

Nieva sobre los chopos,

me pierdo en este pequeño recinto

donde todo retumba en destiempo.

Creo recuperar en la fuerza del almendro

el desorden corpulento del copo

la sensación del agua consternada.

No concibo la tarda reflexión

que el corazón late por dentro

y la vida se oxigena fuera del pórtico.

 

Entonces esta vida tiene otros significados,

otros símbolos que recupero,

perspicacia en la mirada vacua,

ausencia del cuero ante el zurriago,

la ambigua dialéctica sin concepto,

y las espinas de tus rosas flagelando

los tímpanos con impedancia de concierto.

 

Mientras, sobre el tejado la nieve golpea

como una masa de lana o piedra,

la garganta vocifera el fonema de tu nombre

entre los saucos grises, ajados en la espera,

se fue en retirada tu huella

y en la marca dejaste ásperos horizontes…

 

En tanto nieva en los rombos pétalos crepusculares,

columpios de álamos se agitaban como melenas

al férreo soplo de vientos anacoretas.

 

 

 

Todos los derechos registrados en Safe Creative & Published Word Press Poetry 

Poemas de ricardo alvarez@blogspot.com 

 

 

 

 

 

 

 

---------------------------------------------------------------------------------------------------------

3-                  EL PRISIONERO

 

Sin Dios

y sin playa.

Sin una horizontal raya

de panorama en la visión.

Dentro de la vertical de los metales,

ciego de luces en su diminuto espacio

el aire empobrecido respiraba ahogado

aroma a flores plásticas sin nombres.

 

Rescata los recuerdos húmedos de su amada

que sobrelleva en lejanía su vida cautiva.

Del tiempo del parral era su pelo de ambrosía

que aliviaba la pena en su mirada extraviada.

Aceptó la condena entre barrotes oxidados

al momento que evocaba sus manos alucinado.

La luna compañera se recostó a su lado,

mientras recuperaba fragmentos de soles,

cartas plagadas del amor de quien lo amaba

y un sello de lacre en dos rojos labiales.

 

Un día desenredando el hilo de la vida

lo halló con maligna sonrisa la guillotina.

 

 

Todos los derechos registrados en Safe Creative & Published Word Press Poetry

Poemas de ricardo alvarez@blogspot.com

Poemas de ricardo alvarez-blogger



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.