HENRY RUIZ

CAPRICHOS DEL CORAZON

Dicen que un seudónimo corazón enloquecido lleva muy guardado el aprecio y el cariño de lo que en un ayer fue sentido y lo que ahora sigue vivo; tan vivo que se vuelven los grandes caprichos del destino, esos caprichos que se meten en un corazón tan palpitante y sentido que no hacen otra cosa que añorar esos bellos caminos.

<*;*;*;*;*;*;*;*;*;*>

Es la historia de un sentir que se ha vuelto realidad, son caprichos que los lleva; un corazón en alta mar, con un velero  color blanco reflejando amor y tranquilidad, que caprichos de la vida cuando el sentir crece sin parar.  La soledad se ha vuelto pasajera aunque se meta sin nadie llamarla ya que el corazón lejos la envía mencionándole lo que en ese momento le falta.

<*;*;*;*;*;*;*;*;*;*>

Que caprichos de la vida, los que mi amigo el corazón guarda para así saciarlos en presente y un futuro a la realidad llevarlos, viviéndolos en un sueño convirtiéndolos verdad; no quiero que algún día los caprichos del corazón lleguen a fallar, no sería tolerante si eso llegara a pasar.

<*;*;*;*;*;*;*;*;*;*>

Y es que no sabes la locura de un sentir, mencionando cuando veo tu carita sonreír y es que no puedo estar sin pensar en ti; aún recuerdo la última vez que te vi, que capricho siento hoy el no tenerte cerca de mí y el verte frente a frente me haría muy feliz; son caprichos que ahora vivo, son caprichos del corazón que son por ti.

<*;*;*;*;*;*;*;*;*;*>

HENRY RUIZ

25/01/17

Barinas, Venezuela



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.