Oscar Cano

Quédate

Hoy, quizá… mi corazón latió
no para bombear sangre,
si no para bombear emociones.

Soy incapaz de ver por mí mismo
lo que otros llaman “amor”
¿Qué es? ¿Cómo se come?
¿me dices que es un sentimiento?
¿y de que va?

No entiendo, ¡DIME!
dime... por favor,
quizá pida demasiado mi sentimiento
mi propio ser, no se
quizá, talvez
¿Me crees?

Tú dices que soy diferente
yo digo que eres especial,
no entiendo como nuestra relación
llego a terminar.

Quizá sea un ignorante
de edad temprana
el cual decidió amarte.
amar, te decidí al ver tus ojos,
y esa sonrisa que destruye mis ojos celosos.

Mis amigos dicen que…
No vales lo suficiente, suficiente fue lo que les dije…
porque pronto quise ser, lluvia de barro
en sus manos de alfarero.

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.